Situaciones de riesgo para los niños a partir de los 6 años

Durante este periodo los niños presentan ya un gran desarrollo motor e intelectual. Sin embargo, no son todavía responsables ni autónomos por lo que es necesaria su supervisión.

En esta etapa son capaces de entender los riesgos que les rodean gracias a la explicación de un adulto.  Especialmente, aquellos que se refieren a juegos o lugares que frecuenten habitualmente. 


Los accidentes infantiles en este periodo de edad, se producen principalmente en la calle o en el colegio. 


Cómo prevenir caídas o traumatismos

Según la OMS, las caídas provocan 47 mil muertes de niños al año. También causan otras lesiones no mortales a cientos de miles.


Estas son las medidas de prevención de caídas y traumatismos en la calle y zonas de ocio: 

  • Acude sólo a parques y zonas de juego que sean seguras. Las áreas infantiles deben estar alejadas de carreteras y tránsito de vehículos, con la protección pertinente. Tampoco debe estar permitida la entrada de animales domésticos.

  • Los parques de arena deben contar con terreno limpio, en el que el niño no pueda encontrar «sorpresas» ni objetos punzantes.

  • Los toboganes, columpios y otros divertimentos para niños deben ser los adecuados para su edad.

  • El suelo de las zonas de juego debe ser blando y no agresivo.

  • Columpios, toboganes, balancines y otros objetos para el juego deben estar firmemente anclados al suelo. Los bordes deben ser redondeados y no punzantes.

  • Cuando el niño utilice patines, debe contar con las protecciones adecuadas (casco, coderas, rodilleras y muñequeras). Nunca debe patinar en zonas de tráfico o no adecuadas para la práctica de este deporte.

  • Para enseñar a un niño a andar en bici siempre debe llevar puesto un casco. Asimismo, siempre se debe circular por zonas habilitadas para la circulación de bicicletas.

Cómo evitar los atropellos de niños

Es habitual que los niños no presten atención al cruzar, un riesgo que conlleva un gran número de accidentes infantiles fuera del hogar. De ahí la importancia de seguir estos consejos para evitar atropellos de niños:

  • Desde pequeños, los niños deben aprender las normas básicas sobre seguridad vial. Siempre han de cruzar la calle por los pasos de cebra, con semáforos en verde para el peatón y en compañía de un adulto. 

  • Los niños siempre deben jugar en zonas cerradas al tráfico: parques, plazas y áreas deportivas habilitadas para ello. 

  • No usar nunca el teléfono móvil cuando crucemos la calle en compañía de un menor, ya que el uso de estos dispositivos merma la capacidad de atención. 

  • Debe mirarse a izquierda, derecha y otra vez a la izquierda antes de cruzar. Asimismo, es necesario mirar en todas direcciones cuando se está cruzando por el paso de cebra.

  • Siempre se ha de caminar por la acera, exceptuando el momento de cruzar la calle.

  • Se debe prestar especial atención a los pasos de cebra desprovistos de semáforo. Sólo hay que cruzar cuando el conductor haya detenido completamente el vehículo, es conveniente establecer contacto visual con quien conduce el coche.

Cómo prevenir los ahogamientos fuera de casa

  • Se debe enseñar al niño a nadar a partir de los 4 años de edad. Las piscinas, los ríos y el mar son lugares frecuentes en los que se producen los accidentes infantiles. Aunque todavía no sepan nadar, los niños deben saber al menos mantenerse a flote. En cualquiera de los casos, SIEMPRE deben estar vigilados por un adulto. 

  • Evitar que los pequeños se bañen nada más comer. Es conveniente esperar al menos dos horas para evitar un posible corte de digestión.

  • No dejar que el niño se tire de cabeza en zonas pocas profundas o cuando aún no ha aprendido a hacerlo sin riesgos para una posible caída.

  • Retirar siempre los juguetes de la piscina una vez que el niño se haya bañado. De esa forma, evitaremos que se tire o agache a buscarlos sin la supervisión de un adulto. 

  • Nunca utilizar flotadores, salvavidas, burbujas o chalecos inflables como sustitutos de la vigilancia de un adulto. Todos estos objetos de flotación pueden dar una falsa sensación de seguridad y no eliminan de forma definitiva el riesgo de sufrir un ahogamiento.

  • Vaciar siempre el contenido de las piscinas inflables, una vez hayan sido utilizadas por el menor.

 


CONTACTO

Director de Diseño y Arte

claudia@alive-unique.com 

Envía tus

sugerencias para artículos 

info@medicalcentermerida.com 

©2020 por Alive-Unique.com